Costura a domicilio

Costura a domicilio
© Eduardo Frias Etayo

lunes, 12 de mayo de 2008

Refranero y frases de Don José del Islote Óseo

En entrada del mes de enero puse a consideración del respetable ciertos refranes provenientes de Don José del Islote Óseo (Pepe el de Cayo Hueso entre sus socios rumberos), hace unos días, en ocasión literobáquica, amigos recordando a Zumbado y a Mond rememoraban el estilo de algunos de sus refranes. Como la traducción al sapingointelectualoide realizada por Don José corresponde a dicho estilo les brindo acá algunos otros de los refranes escritos como evidencias de la existencia del Homo Saping. Y que mejor que dedicarlos a ese señor llamado F. Mond que Con perdón de los Terrícolas me ha hecho preguntarme en ocasiones Dónde está mi Habana?

a F. Mond que nos provocó contracciones
abdominales acompañadas de estruendosa
hilaridad al fijar las palabras de su narración
de poca extensión en nuestras circunvoluciones
cerebrales a través de las imágenes
recibidas por el nervio óptico.
(Vaya, que nos descuarejingamos de la risa cuando leímos su cuento)

  • En clausurada cavidad bucal no penetran dípteros. (En boca cerrada no entran moscas)
  • Quien a ubérrima conífera se adosa, óptima umbría le entolda. (Quien a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija)
  • No procures principiar danzas en morada de juguetes animados por rotación. (No vayas a bailar a casa del trompo)
  • No marchan a excesiva distancia los apresurados si los zagueros poseen entre sus virtudes la diligencia. (No van lejos los de adelante si los de atrás corren bien)
  • Vástago de felino se dedica a placeres cinegéticos con mamíferos roedores en extremo cobardes. (Hijo de gato, caza ratón)
  • No produzcas emanaciones gaseosas, que en ocasiones suelen ser fétidas, a alturas superiores de tu extremidad exterior rectal. (No te tires el peo más alto que tu trasero)
  • El individuo que lucra con el comercio de lácteos no pasa a mejor vida por el hecho de licuar aún más su mercancía. (Al lechero no lo mataron por echarle agua a la leche)

2 comentarios:

bustrófedon dijo...

¡Buenísimo!

Aquí te paso mis "traducciones":

A equino otorgado en acto de buena voluntad no es menester practicarle examen exhaustivo en los molares.

Bajo el lecho yace el ofidio. ¡Aguarda!, que te inocula y se escabulle.

Caimana dijo...

Me he descojonado de la risa con esos refranes y venia a pedirtelos prestados jajajaja que me dices?