Costura a domicilio

Costura a domicilio
© Eduardo Frias Etayo

viernes, 13 de junio de 2008

Premios MachoLíricos "El Tosco". Por Don José del Islote Oseo



Total no vale la pena morir de pena, ay! ni por esa nena, ni por otra mejor. ¡Cáscala!

Lírico, relativo a la lira, a la poesía escrita para ser cantada. En inglés lyrics en su segunda acepción, según el Mataburros Webster, se usa para referirse a las letras de las canciones, sean o no líricas. Y en cuanto a este término se refiere, al lirismo, quiero en esta ocasión hablar de letras de canciones, y a su mezcla con la poética de algunos autores en la música cubana.
Tal vez este en un error al afirmar que es uno de los primeros temas machistas, pero por lo menos es el más antiguo de los textos que conozco, e increíblemente es interpretado por esa voz femenina de la trova tradicional, María Teresa Vera. El tema al que me refiero es Sobre una tumba una rumba, que nosotros atribuimos a Ignacio Piñeiro, y los venezolanos a José Rosario. El tema siempre me pareció genial, y sobretodo que lo interpretara una mujer en épocas tan tempranas como los principios de los 30, lo cual no lo desprende de una profunda raíz machista (con este tema descubrí mis tendencias al machismo, lo disfrutaba muchísimo, el tema por supuesto).

No la llores, no la llores
Que fue la gran bandolera
Enterrador no la llores

Luego, muchísimos años más tarde cuando ya olvidaba los corretajes alrededor del tocadiscos de abuela, en reuniones casi siempre en el café del Ciberidem, en el Palacio del Segundo Cabo –actual Instituto Cubano del Libro- tomando algo que no era precisamente café, en tazas de idem (cuando idem tiende al cuadrado) con Osmany Oduardo, Ismael González, y otros cafeteros (entiéndase el delicado proceso en que el néctar del cafeto transforma mágicamente su contenido en químicos elaborados del carbono y que terminan en –OH) invariablemente si el tema era música íbamos a los últimos temas de la salsa cubana y sus textos “líricos”. De estos el ganador del palmarés en cada cita con la cirugía estética era invariablemente José Luis Cortés, apodado con toda exactitud “El Tosco”. Y es que los textos de las canciones de este gran flautista, tanto invitan al baile como al medioevo temprano en cuanto a lirismo. La más conocida entre la cofradía, y el himno para referirnos a machismo musical es su canción de La Bruja, en la cual no le basta con definir a la referida, objeto de tan románticas líneas, como bruja, y para enfatizar su opinión añade, “una bruja sin sentimiento, tu eres una bruja, loca, loca, arrebatá”, y por si no queda claro su concepto la apostilla en uno de los estribillos con toda la dulzura del sabor latino: “tu eres una descará”, para terminar con un coro de etimología algo ambigua: “coge tu palo y vete”. Las razones para entregar el premio summa cum laude al barbarismo lírico quedan más que explícitas.
Por motivos obvios la creación de los Premios El Tosco no se hizo esperar, y el jurado constituido, entre otras personalidades que se fueron integrando, por la cofradía del Ciber, como le dicen cariñosamente parientes y asiduos, procedió durante largas sesiones a otorgar los premios.
Algunos nos han tildado incluso de sociolismo (para los extranjeros, que son los ciudadanos de Extranjis, país situado fuera de las aguas jurisdiccionales de Cuba, esta corriente filosófica de gran extensión en Cuba se refiere a dar preferencia y/o favorecer a los cúmbilas, consortes, pangas, aseres, o sea, a los amigos cercanos). Los detractores del jurado se basan a la frecuente entrega de premios El Tosco al idem. Qué se le va a hacer, se los merece, se los gana en buena lid. Para los escépticos no tienen mas que escuchar de NG la Banda temas como Tremenda Carretera, en el que metaforiza (perdón Cervantes) a la mujer con un auto, y se refiere a ella como “un cacharro con tremenda carretera caminá”.
Otros premios fueron otorgados a Isaac Delgado, por su tema Amor sin ética en la que usando estribillos de otras canciones le recrimina a la muchacha que se decidiera por el otro, además de llamarla chica sintética (algunos críticos consideran esta metáfora como referencia a la escasez de senos de la muchacha).
Manolín, “el médico de la salsa”, fue otro de los agraciados, con varias joyas del machismo musical. Aunque hubo discrepancias acerca de sus temas el que más votos recibió fue Aventura Loca, en el que después de asegurar su posesión sobre la fémina en cuestión cuando se dice “esa chica es mía, esta loca por mí”, añade más tarde “se te ve en la carita que eres una loquita”. Definitivamente, premio.
También reconocida con el premio se encuentra La Charanga Habanera por su tema Abusadora cuyo estribillo dice: "Ella dice que me quiere, ella dice que me adora, pero al final de todo eso es tremenda abusadora”. Y aclara su posición masculina cuando reclama: “yo no voy a llorar lo aseguro, que de amor no se ha muerto ninguno”.
Pero la búsqueda de un verdadero ganador fue ardua, ya que las tablas ardiendo dejadas por NG son un reto para cualquier orquesta cubana. El reto: El Tosco. El gran premio: Maraca. El tema: Castígala, al que pertenece el exergo con el que comenzamos este texto, y que además comienza así:

La atrevida es ella que se cree cosa
Es que ella siempre ha sido resbalosa
Mírala, castigo, eso es lo que lleva

Y que entre otros epítetos se refiere a la chica como: mala mujer, atrevida, causa perdida. Y que además como castigo sugiere que la deje a la mitad y con la ropa puesta, añadiendo el ya consabido córtale el agua y la luz.
Sin mas les dejamos el link del video del tema ganador: Castígala, por Maraca y su grupo. Y saque usted sus propias conclusiones.

http://www.youtube.com/watch?v=L1So7DXJj_g

4 comentarios:

Cubalibre dijo...

Interesante blog! Te invitamos que nos visites en el blog Cine Cuba con la colección mas grande de películas cubanas en internet.
Agregamos esta pagina a nuestros enlaces y nos sentiríamos muy honrados estar representados aquí.

Saludos.

bustrófedon dijo...

Eduardo:

Gracias por esta graciosa premiación al Macho Lírico. Ya que estamos: del Tosco siempre me llamó la atención su capacidad de ir de lo sublime (o casi) a lo muy terrenal. En “La bruja”, canción que citas, tiene un verso (sí, lo llamo verso con la peor de las mejores intenciones) que reza: “El precio del espíritu no se subasta”... Ahora, imagínate ese verso en una balada interpretada allende los mares por la dulce Ana Belén.

Un abrazo,
B.

Nicolaza dijo...

Hazte idea que soy esa colegiala que se montò en tu carretòn para aculturarse.
Prometo que dejarè mis recetas y el vapor de las latas de aceite con los cuales hiervo los manteles y cocino el pescado ciguato de malecòn,y me prepararè mas para la pròxima lecciòn.Me gusta leerte.

Saludos.
La Nicolaza.

Boris dijo...

Y eso que no antologaron las líricas reguetoneras. Son como para darle con un mazo a la primera mulatona que nos pase por delante.
Me gusta este tipo de humor, cubanísimo.
Saludos desde La Habana.